Microsoft Windows 2012 server

Después de que se liberase la  release candidate de Windows Server 2012, en donde pudimos experimentar las múltiples novedades que nos aportaba la nueva versión del server, de las cuales gran cantidad de ellas, iban dirigidas a la mejora de los entornos virtualizados, pudimos comprobar cosas tan interesantes como que Windows Server 2012  nos permiten establecer un ambiente de nube privada (mediante nuevos contadores de recursos para determinar un costo por uso), pero vamos a centrarnos en los cuatro pilares sobre los que se basa esta nueva versión para tener una idea de por dónde empezar tus pruebas a la hora de instalártelo en tu laboratorio:

Más allá de la virtualización.

El nuevo Windows Server 2012 va mucho más allá de la virtualización, nos ofrece la posibilidad de crear una infraestructura dinámica y multitenant, con capacidades de aislación de redes a través de Hyper-V Network Virtualization, una forma mucho más amigable que las VLAN’s conocidas hasta ahora (aún con solapamiento de direcciones IP), que se vuelven complejas a la hora de configurarlas, sobre todo en grandes ambientes. Utilizando esta característica, por ejemplo, podemos aislar el tráfico de diferentes clientes o unidades de negocio en una infraestructura compartida. También podemos mover las máquinas virtuales como necesitemos pero preservando las asignaciones a su red virtual. Otra posibilidad interesante es la de establecer mínimos y máximos de ancho de banda por máquina virtual, de manera  que podemos garantizar niveles de servicio.

Dentro de la virtualización Hyper-V 3 nos permite que cada host puede contar con hasta 320 procesadores lógicos y 4Tb de memoria, así como la posibilidad de que las máquinas virtuales (VM) se conecten directamente a Fiber Channel (FC) y la capacidad de aplicar ODX (offloaded data transfer), en almacenamientos soportados (transmisión directa de grandes cantidades de datos entre unidades de discos sin pasar por el CPU) te brinda la posibilidad de mejorar en gran medida la performance de tus servicios.

El poder de muchos servidores, la simpleza de uno.

Desde esta premisa podemos ver el nuevo Server Manager, una consola que nos permitirá administrar un grupo de servidores y, por ejemplo, activar un servicio en varios al mismo tiempo con sólo un click. Desde esta consola también se nos permite instalar roles y características de forma amigable en los servidores remotos y aún a discos virtuales que se encuentren offline, o crear storage pools (grupos de almacenamiento) con tolerancia a fallos o redundancia partiendo de distintos discos y de diferentes características, habitual en nuestros laboratorios.

Live Storage Migrationes es otra de las nuevas características que nos permite mover discos virtuales que están conectados a una máquina virtual corriendo en ese momento sin tiempos muertos. Gracias a ello, las tareas de mantenimiento de hardware ya no son un dolor de cabeza ni deben ser postergadas a incomodos horarios.

Otra función interesante para probar es la llamada NIC teaming, eliminando la necesidad de software de terceros para permitir crear conjuntos de varias NIC aunque estas provengan de distintos fabricantes, esto es nos permite eliminar el peligro de perder  conectividad si alguno de los adaptadores se cae.

Todas las aplicaciones, cualquier nube.

Algo que tengamos claro es que al jefe o no le interesa ni la configuración de tus servidores, ni la memoria de cada máquina virtual, ni el disco libre que cada servicio posee, menos aún, ¡ni siquiera donde se encuentran estos!. Lo que le interesa es, que el servicio esté funcionando. Windows Server 2012 nos presenta una plataforma de servicio fiable, y ahora con la posibilidad de implementar aplicaciones simétricas o híbridas entre tu datacenter y la nube. Por ejemplo, en cuanto a aplicaciones web, puedes construir servicios escalables y elásticos (inclusive con soporte open source para varias distribuciones conocidas), también disponemos de conectores Windows Azure hacia la nube pública.

Habilitador del estilo de trabajo moderno.

Remote Desktop Services ha mejorado la experiencia del escritorio remoto, aún entre enlaces WAN inalámbricos, permitiéndonos simplificar este servicio para administrar aplicaciones basadas en sesión y también entornos de VDI. Aumentando la experiencia del usuario mediante tecnologías mejoradas como RemoteFX, o el soporte de dispositivos USB en sesiones RDS (originalmente vista en Windows Server 2008 R2 para VDI).

Por eso, lo mejor que podemos hacer es descargar la trial, probarlo y capacitarnos.

Para descargarlo: Microsoft Windows 2012

¡Hasta otra!

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Virtualización

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s